El DJ, Dani Tamayo, se presenta promocionando su ep «Biohazard»

Las apariencias engañan y no os vamos explicar porque lo decimos, pero a veces te equivocas de forma afortunada. Hemos descubierto a este Dj y artista valenciano, que conserva el legado de lo mejor que Valencia nos dejó en los 80 y primeros 90. Oscuridad bailable con electrónica bien ejecutada y synthpop vigoroso con toques dark.

El remix de Cyborgdrive es un pelotazo incluido en su nuevo ep «Biohazard», pero vamos a dejar que Dani Tamayo se presente y nos cuente quién es:

«Comencé como DJ profesional en Valencia en 1997, donde estuve desempeñando esta labor hasta 2015, año en el que tuve que mudarme a Galicia. Entonces continué esta faceta pero subiendo las sesiones a la plataforma de streaming Mixcloud y promocionándolas en Facebook y Twitter. A raíz de esto entré en contacto con muchos artistas del circuito synthpop internacional, una comunidad muy abierta y amistosa que me animaron a publicar mi propia música que, hasta entonces, sólo había utilizado en mis sesiones desde finales de los 90 o que sólo hacía como afición, ya que todo intento de publicarlas o recibir apoyo en este país fue infructuoso. Auto-publiqué mi álbum debut en diciembre de 2020, después de haber lanzado tres singles que fueron bien acogidos en radios europeas, americanas y australianas que dan cabida a este género y a artistas independientes. En los seis singles que llevo publicados he tenido la satisfacción de contar con grandes artistas a los que admiro profundamente, como el prolífico francés Peter Rainman de People Theatre, los ingleses Gary Watts de Nature of Wires (recientemente nombrado artista de la semana en BBC Music) y Daniel Graham (LorD and Master), el sueco Patrik Hansson (Vanguard, Uncreated), los alemanes Ulf Müller (Projekt Ich) y Daniel Wagner (Outsized, Obscure) el estadounidense Eric C. Powell y sobre todo, mención especial para los españoles Paco Butrón (Cyborgdrive), Albert Roda (Lifelong Corporation) y Raúl Muñoz-Torrero (Insight). Mi último maxi-single fue lanzado hace pocos días»

https://danitamayo.bandcamp.com/

Lo dicho, no le perdáis la pista porque en breve lanza nueva edición del álbum debut «New Life» remezclado enteramente por Cyborgdrive. De momento os dejamos este vídeo que no tiene desperdicio.

La Leyenda de Héroes del Silencio continua (cavilando sobre uno de mis grupos favoritos)

Vaya por delante que yo era un fan de poster y camiseta y que lo sigo siendo aunque con la moderación que te da la edad. Lo soy también, en menor grado, pero casi igual, de Bunbury y por todo esto no creo que sea demasiado objetivo.

De repente, como cada cierto tiempo, los tenemos de nuevo en la palestra con lanzamientos ligados a su obra: libros como «Héroes de Leyenda» de Antonio Cardiel , El documental de Netflix «Héroes, Silencio y Rock & Roll», con su correspondiente nuevo doble recopilatorio homónimo que no aporta nada y una notable presencia en los medios que nos recuerdan la historia de una de las bandas ibéricas más importantes del pop y el rock en español.

Héroes del Silencio fueron odiados y amados, supieron crearse un culto alrededor de seguidores que nos sumergimos en su mundo, un poco al modo de secta comandada por el club de fans Las Líneas del Kaos.

Desde ese pop-rock dramático de tintes oscuros, con muy posibles influencias de David Bowie, The Cure, Peter Murphy. o U2 hasta el rock contundente, casi de estadio, con algunas canciones de hard-rock incluidas, pasaron cuatro álbumes de estudio y otros tres directos en vida del grupo. Por el medio, en su evolución, rozaron el rock gótico y el post-punk, o así lo pensábamos (escuchad «El cuadro II»), y nos recordaron también a bandas como The Mission o The Cult. Merchandising de todo tipo, decenas de cd’s piratas con conciertos o primeras maquetas, el éxito en otros países como Alemania y las crónicas de sus giras por Europa y Ámérica fueron dando forma a la leyenda.

Su primer álbum: «El Mar no cesa»(1988) que algunos tildaron de blando, ya de entrada por ser Gustavo Montesano, componente de Olé Olé, su productor, no era, a mi modo de ver, nada meloso, ni melifluo. Tal vez podría ser, para algunos, empalagoso por la opulencia de la voz de Enrique, que algunos llegaron a comparar con Raphael, los recargados arpegios de Juan Valdivia o la nítida pomposidad de la producción. Todo el sonido, en general, era más suave de lo que ellos eran en directo. Con todo, canciones como «Mar adentro», «Flor venenosa, «Hace tiempo» o la insigne «Héroe de Leyenda», que les sirvió como presentación en un maxi-single el año anterior, gozan de un nivel de originalidad y me atrevería a decir que de calidad poco habitual en tierras ibéricas. Con el paso del tiempo, sus aparentes defectos se convirtieron en virtudes, como la imponente base rítmica de Pedro Andreu y Joaquín Cardiel.

«Senderos de Traición»(1990) fue su punto culminante, un álbum, prácticamente perfecto, oscuro, pero asequible, críptico, pero atractivo. La prensa se empeñaba en intentar calificarlo: rock siniestro, rock gótico, post-punk, rock mesiánico, rock baturro, rock de los Monegros… Contaron esta vez con Phill Manzanera, guitarrista de Roxy Music, que los grabó tal como sonaban en directo, siendo uno de los mayores aciertos de la producción. Personalmente acabé cogiéndole manía a «Entre dos tierras», sonaba tanto en cualquier parte que, durante mucho tiempo puse él álbum desde la canción dos. Dicha segunda canción era «Maldito duende» y aunque estuvo cerca de cansarme no fue así. El resto me gustan igual que el primer día, salvo «Despertar» que en una época se me hacía pesada. Mis preferidas, ahora y siempre, «La Carta», «Malas intenciones» y «Decadencia» , aunque el resto las disfruto casi igual. A día de hoy me he reconciliado con la primera canción y siento la misma devoción por el disco que cuando lo compré a finales de 1990.

El barroco álbum «El Espíritu del Vino»(1993) hacía honor a uno de los temas más emblemáticos del mismo. Siguiendo la cita de Willian Blake: «El camino del exceso lleva al palacio de la sabiduría“ el disco inicia un cambio hacia diferentes direcciones que Manzanera intenta encaminar acabando en una obra difusa, recargada, extensa, pero que, a pequeñas dosis, funciona muy bien en la mayoría de los casos. La nuevas experiencias de los Héroes, como el viaje a la India, introducen nuevos instrumentos, pensamientos y puntos de vista distintos entre sus miembros. Aún así, el disco fue un éxito, realizando una «Gira del exceso», que se tomaron al pie de la letra, con la gran colaboración del guitarrista Alan Boguslavsky

En las canciones empiezan a introducir elementos del hard-rock setentero rozando el heavy en algunos momentos, pero también hay huecos para sonidos que nos recuerdan a su esencia como en «La sirena varada», «Tesoro» o la mayor parte de «La herida» exceptuando su adrenalínico final. Destaca como desenlace, el preciosismo de «La alacena», canción muy alejada del resto de su repertorio, con piano incluido, de la que oí y leí algunas críticas, pero que muchos agradecimos en su momento después de un álbum cargado de disparos en muchas direcciones.

En su cuarto y último álbum de estudio, «Avalancha»(1995), abandonan ya de forma casi total, su vertiente romántico-oscura convirtiéndose es una especie de dinosaurios del rock. No en vano dirige la producción de este trabajo, Bob Ezrin, responsable de producciones para, nada menos que, Alice Cooper, Kiss, Aerosmith o los mismísimos Pink Floyd.

Sin abandonar, especialmente Bunbury, su toque glamuroso, se embarcan en una mezcla de rock alternativo contemporáneo y hard rock setentero. Los riff de «Rueda Fortuna» o «Parasiempre» atestiguan esa cercanía al rock duro, al parecer más del gusto de Valdivia. Poco queda ya de los primeros héroes, de esa herencia, post-punk y algo siniestra, ni del rock gótico al que se acercaron y del que, al igual que muchas bandas del género nunca llegaron aceptar públicamente.

A pesar de todo sigue siendo un disco enorme, con canciones como «La chispa adecuada» «Deshacer el mundo» o «Iberia sumergida». Una de mis canciones preferidas y en la que yo noto más la presencia de productor de Pink Floyd es «La espuma de Venus» donde Juan se deja el alma y su guitarra trasmite un sentimiento sincero, muy lejos de los complejos arpegios atmosféricos y etéreos que le dieron a conocer, pero en consonancia con los mejores guitarristas de siempre.

Después de todo esto llego la debacle, su separación en 1996, nos dejó perplejos a muchos, aunque enseguida supimos que Enrique continuaba en solitario de forma casi inmediata, pero eso ya es otra historia.

Jon Dove Feat. Kill Bill G ¿Peligrarán nuestras almas al oírlos?

Jon Dove es un señor, hasta ahora elegante, que tiene trabajos tan solventes como el álbum «Caracteres Espaciales». Sin embargo hoy se atreve a publicar un single con la colaboración de los terroríficos imperiales Kill Bill G.

Al enterarme, me llevé las manos a la cabeza temeroso de que el poder oscuro de los KBG sometiera a nuestro protagonista. El resultado es sinceramente mejor de lo que pensaba y aunque la sombra de los Kill es alargada: Jon conserva su esencia aunque la lleve a terrenos de tonos más escabrosos y difíciles de digerir.

Aunque se declara nada religioso, la presencia de credos se percibe clara y parece ser que esto no es más que un adelanto de lo que será su próximo álbum «OM». ¿Una reflexión sobre las religiones? ¿delirios ocultos? ¿lujurias contenidas?… pronto lo sabremos. De momento aquí tenemos su single «Mi sangre en ti» con la versión en solitario y el featuring con Kill Bill G. pasando tangencialmente por el EBM sin dejar su synthpop, esta vez, de evidentes tintes oscuros.

Conociendo a… Jorge Navarro

El extremeño Jorge Navarro publicó hace poco su segundo trabajo, «El Temblor de las Quimeras», con aires de cantautor rockero de provincias que, la verdad, suena bastante bien.

Un par de trabajos solventes, el segundo con el apoyo de La Revolución Sonríe, una colaboración con Dani Flaco y el hecho de compartir escenario con Anni B. Sweet o Kiko Veneno, entre o otros, le avalan lo suficiente para prestarle atención. Os podemos adelantar que no defrauda, pero dejemos que el mismo nos cuente sus cosas:

CUESTIONARIO IBERIA POP

1 – ¿Cómo te presentarías para todo aquel que todavía no te conoce?

Soy profesor de guitarra clásica en el Conservatorio Profesional de Montijo y escribo canciones.

2 – ¿En qué formaciones o proyectos musicales has formado parte anteriormente?

No he tenido ningún otro proyecto anterior.

3 – ¿Cuales son tus influencias musicales, extramusicales o vitales?

Musicales de todo tipo, pero por actitud, letras y lo que me gusta transmitir me quedaría con Quique González, José Ignacio Lapido, Morgan y La Maravillosa Orquesta del Alcohol…

Me gusta mucho la poesía y la psicología positiva…y me quedaría con Alejandra Pizarnik y su verso » la alegría del naufragio» como concepto de tomar el fracaso como punto de partida y luchar por nuestros sueños y nuestras ideas. Casi todo en la vida es cuestión de actitud, la actitud y el trabajo multiplican el talento.

4 – ¿Cuál es tu Top de artistas, álbumes o canciones?

Quique González (Nadie podrá con nosotros), Morgan (Sargento de Hierro), Xoel López (Buenos Aires), Joaquín Sabina (Tan joven y tan viejo), César Pop (Ten paciencia conmigo), 091 (La canción del espantapájaros), Leiva (Vértigo), Carlos Chaouen (Semilla en la tierra).

Quique González – Salitre (Álbum), Silvio Rodríguez – Silvio (Álbum), Los Rodríguez – Palabras más palabras menos (Álbum), Lapido – De sombras y sueños (Álbum), Ismael Serrano – La memoria de los peces (Álbum)

5 – ¿Podrías decirnos una película o serie que te defina o con la que te sientas identificado y el porqué?

«La torre de Suso» (película)

*Ver las cosas desde arriba, con perspectiva…

6 – ¿Cómo definirías tu música?

Cancionista, folk-rock con letras en castellamo a las que se concede mucha importancia.

07 – ¿Cómo llegaste a la música y por qué sigues aún?

Desde pequeño hubo una guitarra en casa, empecé a ir a clase a los 6 años, de ahí al Conservatorio, terminé la carrera, soy profe, es mi trabajo, mi vida… y con las canciones suelto mis fantasmas y mis miedos, y me ahorro la consulta de la psicóloga… «alguna»…jeje…

08 – Háblanos de forma tan extensa como quieras de tu último trabajo.

En 2019 publiqué mi primer trabajo «La alegría del naufragio», con el que empecé a actuar en escenarios y ciudades, presentando mis canciones en tiendas FNAC de Donostia, Pamplona, Málaga… y a abrir como artista invitado los conciertos de Dani Flaco, Kiko Veneno o Rubén Pozo & Lichis

En 2020 ve la luz «El temblor de las quimeras» con cinco nuevas canciones. Un segundo trabajo grabado junto a mi banda, «La Revolución Sonríe», en los estudios Black Betty bajo la producción y dirección de José Nortes y con la colaboración de Dani Flaco en una de las canciones (La hora de los traficantes) que es un canto denuncia contra el abuso y el bulling.

Como resultado de este trabajo, por ejemplo, el 11 de abril de 2021 abro como artista invitado el concierto de Anni B. Sweet en el teatro Calderón de Madrid, sonando varias veces en Disco Grande de Radio3 para la ocasión.

09 – ¿En qué momento circunstancial o vital  te encuentras ahora mismo?

«Mientras vivas, sigue aprendiendo a vivir» Séneca

«Pueden porque creen que pueden» Virgilio

«No sé si soy feliz, pero esta noche estoy contenta» Sylvia Plath

10 – ¿Hay algo que quisieras expresar y no te hayamos preguntado? En tal caso, es el momento de decirlo.

GRACIAAAAAAAAAAS!!!!

Mature se presentan con su rock poderoso

Una banda de rock, principalmente urbano, con toques de hard rock y algún condimento de actitud punk que han debido entender que Iberia Pop no es más que un nombre genérico y que el rock tiene cabida siempre.

Así se nos han presentado y así parece ser que lo hacen a los medios:

«Mature es una banda de rock que nace en Laredo a finales de septiembre del 2018. Llegan a presentar el proyecto en apenas dos meses de vida en un festival benéfico con cuatro temas de composición propia. A principios de 2019 cuan deciden grabar un par de temas para darse un poco a conocer por su región y alrededores, participando en concursos de bandas emergentes. Ya en la primavera 2019 deciden ponerse en manos de su propio guitarrista Juanma Fdez » Lona» para grabar lo que sería su primer disco. Compaginando las grabaciones con los conciertos, llegan a rodar por gran parte de la geografía cántabra y teloneando a bandas como Ilegales. El disco estaba previsto para finales de año aunque prefirieron retrasar su salida para no adelantarse con los nervios de un primer disco y que éste saliese con una calidad de sonido en la que la banda estuviese a gusto. Enero fue una buena fecha para lanzar su primer adelanto «El Gran Engaño» junto a Fernando Madina de Reincidentes, un tema que habla sobre el maltrato que tuvo muy buena acogida y en la que ya empezaron a cerrar bastantes fechas para 2020. A finales de febrero deciden lanzar su segundo adelanto «Te Necesito» una canción cargada de poesía en su visión rock en la que su cantante Jhonny se describe a la perfección desmarcándose con un poema. Llegó marzo y con el la maldita pandemia que obliga a cancelar todos los conciertos de la banda. Unos meses duros de confinamiento en las casas lejos de los escenarios y los locales de ensayo. En medio de este encierro el guitarrista «Lona» y » Jhonny» deciden grabar desde sus casas «El Bando Adecuado» la visión particular de estos sobre esta pandemia enfocándola como guerra viral. Y ya por fin en Junio lanzan su CD a las calles, «Bufón De La Vida» está teniendo una buena acogida y se empiezan a cerrar fechas para su presentación en esta «nueva normalidad» en la que los grupos están tocando con aforos limitados, para este primer disco cuentan con las fotografías de un gran fotógrafo en el mundo de la música como es José Manuel (El Rey Lagarton)»

«Pedida de mano» nos ha enganchado desde el primer momento, Habrá que seguir escuchando…