La magia bajo cero de Fominder

Hay grupos y artistas por los que sientes cierta debilidad a pesar de sus tropiezos. En este caso la debilidad y la complicidad es elevada porque sus tropiezos nos parecen irrelevantes. «Magia bajo cero» es la tercera entrega desde aquel «Kosmodernia» con el que Fominder nos enamoró para siempre. Nos siguen retrotrayendo a lo mejor del pasado y dándonos esperanzas musicales para este futuro que cambia a cada minuto. En este nuevo álbum realzan considerablemente la electrónica y nos recuerdan lo mejor de Dorian o los últimos discos de La Bien Querida, eso si, muy definidos y traspasados a la intrínseca personalidad de Juan.

«La última noche» nos trae tantos recuerdos borrosos como los de aquellas veladas que dejamos atrás hace tiempo. Recuerdos borrosos, pero extrañamente hermosos. Canciones como «Elévame» que, aunque nos lleven a pensar en ciertos grupos del indie ibérico establecido, como los ya mencionados, añaden ese gusto por las baterías post-punk o las guitarras y bajos («Noche de arena», por ejemplo) que hacen que suenen agradablemente oscuros, pero asequibles a todos los oídos. Los singles «Cuando Despierto» y el homónimo al álbum son más que solventes para continuar con una carrera que, como se ha dicho más veces, debería estar en lugares más elevados.

No es necesario añadir mucho más, Fominder son, como siempre, recomendables y necesarios.

Un final perfecto para un recién acabado 2019.

Share

Deja un comentario